aprender ganar dinero bolsa cuando comprar cuando vender exactamente

Esta es la historia real de un novato total que se sintió atraído por el trading (como miles de personas) y decidió comprobar por sí mismo en qué consistía ese mundillo, hasta convertirse en un trader ganador.

Y todo esto en un periodo de tiempo perfectamente asequible.

¿Cómo lo ha conseguido? Haciendo las cosas bien.

 

Pruebas reales de un trader ganador

Puede que pienses que ésta es una historia inventada o adornada para vender (estás en tu derecho), pero hay suficientes pruebas para demostrar que todo es real.

El trader en cuestión, nuestro alumno y compañero, es Eduardo Crespo (o EduardoC, como se le conoce en Círculo de trading).

Un tío humilde y currante que pude conocer en persona en el curso de Madrid del pasado octubre.

Es un participante asiduo de Círculo de trading y ha mostrado una gran evolución. De hecho, hace poco, escribimos un artículo poniendo una operación suya como ejemplo: Salidas parciales en trading [Ejemplo real].

En Círculo de trading ya ha ganado 2 de los 5 concursos que hemos hecho en menos de un año.

Puedes preguntar a cualquiera de la comunidad, que seguro que sólo tiene elogios para él.

Te adjunto un vídeo que nos ha mandado:

En definitiva, que su mejora ha sido impresionante y no podemos estar más orgullosos de él. Es una de las muchas pruebas de que, si se hacen bien las cosas, se puede ganar con el trading.

Ahora, te dejo con su historia personal, escrita por él mismo:

 

La historia real de cómo convertirse en un trader ganador

Hola, me llamo Eduardo Crespo (EduardoC para mis compañeros de Círculo de trading) y quiero contaros cómo empecé en esto del trading y cómo he llegado a conseguir, en poco más de año y medio, ser un trader consistente.

Espero no aburriros mucho…

 

Primera toma de contacto

Os parecerá increíble, pero mi primer contacto con el trading llegó gracias a la publicidad de las camisetas del Atlético de Madrid

¿Qué leches era aquello de Plus500 para que un equipo importante, como el Atlético, llevase su publicidad en las camisetas?

¿Y sabéis que?

Que resultó que era un broker de CFD, ni más ni menos…

Yo que no sabía ni lo que era una vela japonesa, ahí estaba, instalándome en el móvil la app de un broker de CFD (como si supiera qué narices era un CFD) que te daba 50.000 euros virtuales para que la probaras.

No tarde en pregonar mi hallazgo entre mis compañeros de trabajo y el éxito que tuvo mi pregón en uno de ellos es digno de mención: En menos de una semana estaba ya más enganchado que yo a la dichosa aplicación y se había pulido los 50.000 euros virtuales.

Yo, mientras, y a pesar de saber que era dinero “virtual”, impuse sin saberlo un férreo control de riesgo que sumado a una potra increíble, que aún estoy intentando explicar, hizo que ganase más de 7000 euros de esos virtuales.

Así que, poco a poco, mientras mi compañero se enzarzaba con varios brokers en operaciones reales, en mercado intradía, apalancado hasta la cejas y combinando Forex con futuros, yo me dedicaba a buscar información por la web, ya que aquello de ganar dinero de forma tan fácil y sin saber el por qué, no me cuadraba mucho.

 

Aprendiendo trading desde cero

En esa búsqueda por el ciberespacio, llegué a la web de Novatos Trading Club.

Sinceramente, al poco de bucear por la web, me di cuenta de que aquel blog era lo que estaba buscando y un fenomenal punto de partida para entender y aprender a hacer las cosas con sentido.

Ni que decir tiene que compartí con mi compañero mi nuevo hallazgo, pero él, eufórico los pocos días que ganaba y meditabundo cuando no era así, sólo decía que aquello era perder el tiempo y que lo que tenía que hacer yo era dejarme de acciones, stop loss y cosas de esas y meterme, como él,  en una app de trading social donde “traders de verdad” te decían dónde y cuándo invertir.

Estaba claro que nuestros caminos como traders eran una divergencia

Continué estudiando, leyendo libros, buceando en la web de Novatos Trading Club, pero aún no me sentía seguro para dar el gran paso de empezar a operar, así que decidí probar a hacer el curso de Entradas y Salidas.

Me encantó, me gustó tanto que lo he repetido 4 veces más, ya que cada vez que lo hago, encuentro, en los múltiples ejemplos, detalles que se me habían pasado y que son muy útiles a la hora de operar.

Tras hacer el curso, seguí con el de Soportes y resistencias. Ni que decir tiene que, para entonces, mi nivel “teórico” era bastante aceptable, pero seguía sin entrar en batalla. Siempre tenía una excusa: “Me repaso otra vez el curso y entro”, “El de soportes y resistencias es corto, lo vuelvo a ver y luego ya sin falta me lanzo a la arena”…

Pero el día de saltar al ruedo nunca llegaba.

Además, a modo de anécdota, dejadme que os cuente que, por aquel entonces, ya empezaba a oír en labios de mi compañero esas famosas frases que leía en los libros como “esto está trucado, está subiendo el mercado, entro yo y empieza a bajar”, “Yo he abierto largos, pero el precio se ha hundido, voy a comprar más para cuando suba”… ¿Os suenan?.

 

Llega el momento de poner en práctica lo aprendido

Bueno, siguiendo con mi historia, apareció por aquel entonces Circulo de Trading: Otra excusa que yo creía perfecta para seguir mejorando mi aprendizaje y a la vez retrasar mi entrada en el ruedo.

Pero no, estaba vez estaba equivocado.

Allí, entre traders que seguían un método que yo conocía a la perfección y que ya experimentaban con fuego real, me dí cuenta de que había llegado la hora de entrar en acción y bautizarme de verdad.

¡Dios, me sentía como un auténtico novato!

Había hecho los cursos de Uxío varias veces, leído 3 o 4 libros de trading y allí estaba yo, en Círculo de trading, preguntando qué herramientas usaban para hacer su diario de trading y qué broker me aconsejaban… ¡Patético, pensaba yo!

Bueno, ni que decir tiene que lo de sentirme como un novato era una impresión mía ya que, el trato en las respuestas y la paciencia con mi cabezonería ribereña del Ebro, era estupenda por parte de los otros traders.

Así que, en pocos días, ya tenía mi cuenta de 20.000 euros en ProRealTime con Interactive Brokers y estaba abriendo mi primera operación real en el mercado americano.

CPB (Sopas Campbell, las de Warhol, ni más ni menos):

curso cuando comprar y cuando vender trading bolsa americana

Aquella fue la primera de 6 operaciones… perdedoras.

¡Buff! ¡Me sentía fatal!

Yo que, con todo lo que había estudiado, que creía que iba a entrar a romper el mercado, me había estampado en 6 operaciones consecutivas.

¡Vamos, que estaba yo como para sacar pecho!

Por suerte para mí, mi control de riesgo no me permitía arriesgar más de 50 euros en cada operación, así que mis heridas eran mínimas, no como las de mi compañero (del que llevo un rato sin hablaros), que, por aquel entonces y tras apenas 6 meses, ya había perdido más de 5000 euros.

No decaí, me repetí a mi mismo aquello que tantas veces había oído en los cursos: Que aquellas pérdidas eran parte del aprendizaje.

Y seguí operando y compartiendo mis operaciones en Círculo de trading.

Así fui asentando conceptos que, aunque piensas que los tienes claros y que entiendes, cuando los aplicas en real, te das cuenta de que no tienes ni idea de cómo funcionan, como las famosas divergencias, por ejemplo.

 

El que aguanta, gana

No quiero aburriros más, solo deciros que ahí sigo.

Empecé “jugando” al trading hace un año y 6 meses aproximadamente y, cinco meses después (más o menos), abrí mi cuenta en ProRealTime.

Hace unos días hice la declaración de la renta y tuve que copiar todos los resultados de mis beneficios/pérdidas netos en trading.

Tras 42 operaciones abiertas del 22 de febrero al 31 de diciembre, en 10 meses y poco, he perdido alrededor de 150 euros de una cuenta de 20.000.

Equivale a decir que ni he ganado ni he perdido en mis operaciones y que sólo he perdido las comisiones por operar.

Un pequeño inciso (soy Álex): Estas cifras son jodidamente impresionantes ¡Enhorabuena, Eduardo!

Este año, a mitad de abril, tengo ganancias.

Me he propuesto que, a 31 de Diciembre, esas ganancias se conviertan en lo normal en el global de mi trading.

Sigo aprendiendo de mis compañeros en Círculo de trading, en la web de Novatos Trading Club y en libros.

Sigo haciendo operaciones, explorando el mercado, analizando su tendencia futura y aplicando todo lo que he aprendido desde aquel día que una camiseta del Atlético de Madrid me despertó la curiosidad.

Y, por supuesto y muy importante, seguiré echando una mano en lo que pueda a todos aquellos que, como yo, al entrar en Círculo de trading, se sientan como unos auténticos novatos porque ¡¡Que Dios nos libre del día en que pensemos que ya no somos novatos!!

¡Caña al trading!

P.D.: Os dejo una foto de mi espacio de trabajo. Me siento orgulloso y me hace ilusión enseñarlo. No es nada espectacular, pero demuestra que el trading está al alcance de todos:

aprender trading curso cuando comprar y cuando vender exactamente
 

Tú también puedes convertirte en un trader ganador

Lo has podido ver, no hay ningún misterio.

Puede que te cueste más o menos que a Eduardo, pero, si haces las cosas bien, vas consiguiendo metas tangibles.

Lo importante es que tengas clara la situación en la que te encuentras y actúes en consonancia.

Si empleas los recursos necesarios para hacerlo posible, te convertirás en un trader ganador de manera consistente.

Para terminar, muchas gracias de nuevo, Eduardo, por compartir tu historia. Estoy seguro de que más de uno se sentirá identificado.

Como siempre, te esperamos en los comentarios 😉

 


 
 

Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Hola, ¿en qué podemos ayudarte?
Powered by