El otro día propuse un ejercicio de entrenamiento (¡gracias a todos por la enorme calidad de vuestras participaciones!) y pude observar un fallo muy recurrente: Muchos Novatos utilizaban un método horrible para ubicar su stop loss de persecución (trailing stop).

 

¿Cuál era ese método horrible?

Utilizar una media móvil para ir colocando sobre ella (o justo bajo ella) el stop loss conforme el precio avanza.

Esta técnica resulta muy cómoda, pero supone un error (gordo) que además es la causa de numerosos barridos (y de los lamentos que acompañan a los barridos, por supuesto).

 

¿Por qué esto es un error (gordo)?

Como diría el gran Goyo Jiménez “No lo cuento, lo hago” :

Invertir en Bolsa

Nota: Aprovechando que se adaptaba medianamente bien a este gráfico, he puesto en la foto a propósito una media ponderada de 30 semanas porque existe la creencia (infundada) de que tiene algún valor especial. Como se puede observar, la MM30 ponderada no garantiza nada (como cualquier otra media).

Que colocar el stop loss bajo la media móvil es un mal método creo que no hace falta justificarlo: Basta ver la imagen. Falla. Punto.

La pregunta es ¿por qué falla?

Antes de nada, déjame que te enseñe una comparativa entre lo que tú ves y lo que ve el mercado:

 

Lo que tú ves:

Lo que tu ves

Lo que ve el mercado:

El precio

La respuesta

Al mercado no le importa tu estúpida media. No le importan ni tus indicadores, ni tus colorines. No sabe lo que tú estás viendo, y es que además le da igual.

Es como si dibujas una línea en la arena de la playa y le dices al mar “De aquí no pases”. Es absurdo. Los dibujitos son cosa tuya, para orientarte; pero el mercado nunca los tendrá en cuenta.

Sólo hay un dibujito que el mercado sí reconoce, porque lo lleva dentro: Los soportes (horizontales, no los oblicuos). En esos niveles es donde la gente pone o quita el dinero y ahí es donde es más probable que haya rebotes. Así de sencillo, así de claro, así de potente:

Lo que ve el mercado

 

Por lo tanto ¿cómo mover el trailing stop loss?

De la única manera lógica: Atendiendo a lo que hace el mercado y no a los absurdos dibujitos que le añadimos al precio.

Es decir, bajo el último soporte sobre el que el precio ha rebotado (y, si quieres, algún soporte relevante intermedio) dejando un poquito de aire para evitar barridos por pasarnos de listos y ajustar ese milímetro extra que ni nos va ni nos viene.

Nota: Fíjate que, a mayor volatilidad, más generoso tienes que ser con ese espacio extra que dejas bajo el soporte.

Cómo mover el trailing stop

La media móvil sí te sirve, pero como mera orientación

Una forma muy sencilla de ir ciñendo el stop loss conforme el precio sube es la de moverlo sólo cuando tenemos un claro rebote del precio sobre el valor. Movemos el trailing stop menos veces, pero lo movemos con bastante seguridad. Esta es la técnica de trailing stop que utilizo en mi estrategia de medio plazo.

El valor lo estimamos con una media móvil bien ajustada. Así pues, cuando el precio ha rebotado sobre esa media móvil y vuelve a alejarse hacia arriba, recolocamos nuestro stop loss, no en la media o bajo la media, sino bajo ese soporte donde se ha dado el rebote y, como siempre, dejando un poquito de margen por si el precio hiciese doble suelo con un pequeño barrido, que es súper-frecuente:

Usando una media móvil

Como puedes observar, el precio perfora a la media de vez en cuando, pero a ti no te quita el sueño.

 

Conclusión final

No seas tan inocente (recuerda a Heidi) de pensar que con un método en el que no te hacen falta neuronas vas a ganarle dinero al mercado. Con un poquito de atención al gráfico podrás mover el stop loss de forma inteligente.

Nada te asegura que no te vayan a barrer el stop loss, eso siempre es posible; pero dejando un poco de margen respecto a los niveles clave el problema se minimiza mucho.

Difunde este artículo pinchando en los botones de Twitter y demás ¿Te ha resultado útil? Me gustaría saberlo 🙂

 

Esta web utiliza cookies. Si sigues navegando se sobrentiende que lo aceptas.

ACEPTAR
Aviso de cookies
¡Deja que te oriente!

¡Deja que te oriente!

Únete a mi programa formativo por email (es gratis) y yo te iré guiando por todo el material

 

¡Estupendo!
Mira tu email para confirmar

Y no te olvides de mirar en el spam (y en "Promociones" si usas Gmail)