Especular en Bolsa

Mucha gente se sorprende de que no sea ganador operando intradía futuros del petróleo crudo en gráficos de 5 minutos, pero que sí lo sea operando acciones y ETF en gráficos diarios y semanales.

Se supone que, si soy ganador operando unos gráficos, tengo que serlo también en otros ¿verdad?

Mentira.

Son mercados distintos y, sobre todo, formas de operar completamente distintas.

Nota: Espero que, si lees esto dentro de unos meses (ahora es enero de 2014), yo ya sea ganador también en intradía ¡Todo es cuestión de tiempo y esfuerzo!

Como sabes, llevo un par de meses metido en el asunto y estas son las diferencias principales que me encuentro en la práctica:

 

El gráfico es distinto

Para que te hagas una idea, te pongo el aspecto típico de un gráfico que suelo operar normalmente en acciones (semanal) y después un gráfico típico del crudo (5 minutos):

 

Acciones (velas semanales)

Especular con acciones

 

Futuros (velas de 5 minutos)

Especular con futuros

Como puedes observar, los gráficos son completamente distintos:

El gráfico de acciones es más noble, fácil y predecible que el del futuro del crudo. Pero eso no es porque no haya gráficos horribles de acciones ¡Los hay a patadas! ¡La mayoría son así! El gráfico de acciones es fácil y bonito porque yo he elegido un gráfico fácil y bonito para operar. Siempre lo hago. Me voy a lo fácil (¡Y aún así cuesta acertar!)

 

Puntualización importante

Hay quien sostiene que, por debajo del marco temporal que suele manejar, todo es ruido. Por ejemplo, Javier Alfayate, que opera semanales, te dirá que los diarios son puro ruido. Vicens Castellano, que opera en 5 minutos, te dirá que 1 minuto tiene mucho ruido.

Pero lo cierto es que nada es ruido. El precio siempre se mueve por algo y, para lo que unos es ruido para otros es tendencia.

Hay que tener claro que el movimiento no direccional de alta frecuencia, visto en tu marco temporal puede ser ruido para ti (y por lo tanto, un tipo de movimiento que no te conviene operar); pero eso no impide que otros que operan más rápido que tú lo aprovechen para ganar mucho dinero.

Dicho con otras palabras: no equipares el término ‘ruido’ a ‘no se puede aprovechar’. Lo que quiero que tengas claro es que cualquier movimiento del mercado siempre se puede aprovechar si te pones en el contexto adecuado. En todo caso, puedes equiparar ‘ruido’ a ‘tú no lo puedes aprovechar’.

 

La forma de operar es completamente distinta

En acciones yo sólo opero de una o dos formas. Luego rastreo unos 12.000 valores entre USA y Europa y escojo los que más me gustan, los que están a punto de caramelo y, en definitiva, los que más fácil me ponen la operativa.

Es decir, yo voy a buscar el esquema de entrada que quiero y sólo opero lo que quiero.

En cambio, en futuros, el gráfico te viene dado. Es como las lentejas: Si las quieres las comes, y si no las dejas; pero no hay otra cosa.

Por eso, la forma de operar cambia. En intradía tienes que defenderte bien con cualquier tipo de gráfico. (Y para mi, aquí está el verdadero reto y es una de las principales razones por las que me embarqué en el trading intradiario).

Obviamente, en intradía no compras y vendes en cualquier circunstancia; También esperas a que se forjen las mejores oportunidades. Pero si no quieres echar semanas sin lanzar ni una sola operación, tienes que ser mucho menos exigente con lo que le pides al gráfico.

Si quieres aprender sobre patrones intradiarios de alta probabilidad, échale un ojo a este vídeo. (Que, por cierto, tiene mucha más enjundia de lo que pueda parecer a primera vista).

 

Otra puntualización muy importante

Se ha establecido la idea de que intradía es todo actividad, y que operar con gráficos diarios o semanales es todo esperar.

¡Es la mentira más gorda del mundo!

En la realidad, el 99% del tiempo que estás operando intradía estás esperando, mirando para el gráfico como un pasmarote. En cambio, cuando operas con acciones a corto y medio plazo, no esperas nada. Siempre que estás ejecutando tu trading estás activo.

No esperas (a diferencia del intradía) por dos motivos críticos:

No tienes que esperar a que el gráfico llegue al punto que tú quieres o se vuelva de la forma que tú quieres; simplemente, rastreas el mercado y encuentras uno que cumpla condiciones.

No tienes que esperar a que se desarrolle la operación; simplemente, comes, duermes, juegas o trabajas en otras cosas. La vigilancia de tus posiciones se hace una vez al día o una vez a la semana (dependiendo de si vas a corto o a medio plazo).

De hecho, se podría decir que gran parte de la dificultad del intradía está en saber esperar bien, en esperar de forma profesional.

 

Anecdótico, aunque no despreciable

Que nadie se engañe: Intradía o semanal, esto sigue siendo un juego de compradores y vendedores, tiburones y pececillos, soportes y resistencias.

Sin embargo, he observado, que dado que la manipulación de los precios es mucho más sensible y apreciable en intradía, la forma de ubicar los soportes y resistencias es ligeramente distinta y esto influye bastante en la forma de percibir el movimiento del precio y, por lo tanto, en cómo actúas en consecuencia a esa percepción.

 

Hay otras diferencias, pero que no importan nada

  • La plataforma gráfica para futuros (Ninja Trader) es distinta a la que suelo usar con acciones y ETF (ProRealTime) y los gráficos tienen otro aspecto, los soportes se pintan con otra herramienta, etc.
  • La plataforma gráfica está automáticamente vinculada al broker y las órdenes se introducen de otra manera. Normalmente no tecleas nada.
  • La comisión del broker es fija.
  • Hay que cuidar la estabilidad de la conexión a internet.

Como ves, son detalles que te absorben los dos primeros días, pero nada más. Te adaptas sin problema y no te vuelves a acordar de ellos.

Si este artículo te ha servido de ayuda, compártelo con tu gente en Facebook, Twitter o Google+, pinchando en los botones de aquí abajo.

 

¡Habla conmigo directamente!

¡Habla conmigo directamente!

Únete a mi programa formativo por email (es gratis) e iré analizando personalmente contigo tu situación.

 

¡Estupendo!
Mira tu email para confirmar

Y no te olvides de mirar en el spam (y en "Promociones" si usas Gmail)