Ya conocemos el problema de los mercados laterales:

En esencia, El precio no va a ningún lado y nuestros indicadores se vuelve locos, dando falsas señales de compra y venta por doquier.

Por otro lado, por culpa de la niebla de la última vela, nunca podemos saber en el momento en el que esto sucede, precisamente que está sucediendo.

Así que tenemos un problema: Estamos confiando en nuestro sistema de trading caza-tendencias y, de pronto, éste nos traiciona, haciéndonos perder un montón de dinero en compras y ventas que no llevan a ningún sitio, engordando las ganancias de nuestro broker y llenando nuestra historia de operaciones que no somos capaces de cerrar en positivo.


¿Cómo podríamos evitar que esto ocurra?

Bueno, ya te he enseñado algunas técnicas de defensa contra ello en este otro artículo. No obstante, podemos plantearlo desde otro punto de vista…


¿Y si jugamos con el zoom?

Si lo piensas, lo que no tiene forma visto desde lejos, sí que podría tenerla cuando nos acercamos a mirar con detenimiento.

Dicho de otro modo, las fases laterales seguramente no sean tan laterales cuando acortamos el marco temporal.


Veamos un ejemplo:

Este es el gráfico mensual de Tubacex. Supongamos que te gusta operar en este marco temporal.

Llegado al punto del recuadro amarillo, tu sistema probablemente te indicase que vendieras tus acciones que tenías compradas desde 2005 (supongamos). Inmediatamente después, te recomendaría comprar de nuevo y luego volver a vender. Y así sucesivamente durante todo ese recuadro en el que este valor se mueve lateralmente.

Como el precio realmente no se ha movido sustancialmente, no harías otra cosa que perder dinero comprando y vendiendo al mismo precio.


¿Y si hiciésemos un poco de zoom sobre el tramo recuadrado de antes?

Veámoslo en el gráfico semanal:

Esto ya es otra historia. Al menos ahora no se ve una hilera de velas todas aproximadamente iguales como sí se veía antes. En este marco temporal ya se aprecia como el precio sube y baja. Es decir, aquí ya hay oportunidad de hacer dinero. Aunque quizás nos falte un poco de resolución.

Bajemos hasta el gráfico diario:

De nuevo, observando el mismo periodo, pero con la precisión de una vela por cada jornada bursátil, podemos encontrar grandes oscilaciones en las que, aplicando nuestro viejo sistema de trading caza-tendencias que aplicábamos al gráfico mensual, ya estamos en condiciones de aprovechar y ganar algo de dinero.

Hemos puesto el ejemplo con un zoom desde el gráfico de meses hasta el de días; pero igualmente tendría sentido pasar del de horas al de cinco minutos.

 

Conclusión:

  • Sabemos que un mercado lateral es una trampa para nuestro sistema caza-tendencias.
  • La solución más sencilla es mantenerse al margen de este mercado pero, si deseamos o necesitamos seguir operando en él, entonces nuestra capacidad de ganar dinero pasa por aumentar el zoom y movernos en movimientos más rápidos y menos ambiciosos (en cuanto a recorrido). Así, podremos obtener beneficios en un entorno diferente.

En este punto, plantéate la pregunta ¿Qué harás tú en la próxima fase lateral del mercado que manejas?

Revisa estas otras entradas con más información:

Esta web utiliza cookies. Si sigues navegando se sobrentiende que lo aceptas.

ACEPTAR
Aviso de cookies
¡Deja que te oriente!

¡Deja que te oriente!

Únete a mi programa formativo por email (es gratis) y yo te iré guiando por todo el material

 

¡Estupendo!
Mira tu email para confirmar

Y no te olvides de mirar en el spam (y en "Promociones" si usas Gmail)