Analizaremos como siempre, el aspecto del IBEX35. Amplía la imagen para ver mejor los gráficos. A la izquierda está el semanal y a la derecha el diario:

¿Qué podemos observar en estos gráficos?

En primer lugar, la media móvil semanal nos indica una indudable tendencia alcista. Aún así, el indice lucha contra una  fuerte resistencia, aproximadamente por 10.900 puntos.

En el gráfico diario, se puede observar que las velas son cada vez más pequeñas y están más apretadas. Hay compresión en el precio, que viene provocada, porque el techo es fijo (resistencia) y el suelo cada vez más alto (directriz de tendencia).

Este tipo de compresiones suele resolverse con un estallido de los precios. Aparentemente, lo más probable es que sea hacia arriba (sólo es lo más probable, pero no hay que olvidarse que puede explotar hacia abajo y no habría que extrañarse demasiado).

Por último, marcado con la flecha azul, vemos que el oscilador (en este caso, force index) nos advierte de que hay menos fuerza que hace unos días para subir, por lo que es probable que el precio vuelva a caer hasta la directriz de tendencia (probablemente, para tomar impulso y dar el salto hacia arriba).

Es de esperar que la ruptura sea espectacular. Aquí tienes un resumen de mi opinión sobre los treintaycinco valores del IBEX y, mirándolos, se deduce lo mismo que lo comentado al observar el gráfico del IBEX: Muchas están bajas, pero tienen fuerza y, las que ya van bien, les toca corregir ahora mismo. Por eso, parece posible una pequeña caída en los próximos días y una explosión al alza durante las próximas semanas.